Artículos del Blog

LA MATERNIDAD ES DIFÍCIL

LA MATERNIDAD ES DIFÍCIL

MI MADRE

LA VERDADERA RAZÓN POR LA QUE LA MATERNIDAD ES TAN DÍFICIL
La Maternidad es difícil, pero pocos entienden realmente por qué.

No son las tareas del día a día, de verdad:
no es el cuidado de los niños, hacer sana sanas, y todo eso… No.
Es la entrega. La entrega sin fin de ti misma.
Nunca has dado tanto en tu vida.

Das hasta que te duele y luego das un poco más.
Das hasta que estás raspando el fondo de tu pozo
para dar bien y luego te dices a ti misma: “He dado todo lo que tengo. todos los momentos,
todas las posesiones.

Cada parte egoísta de mi misma, la he entregado.
Y luego le das un poco más.
Entregas hasta que se siente como si estuvieras cortando pedazos de ti misma.
Entregas hasta que te da temor que ya no quedará nada de ti.
Entregas hasta los pequeños tesoros que habías
escondido con llave y candado dentro de tu ser..
Das y das y das.

Das a las 3AM cuando estás tan cansada que estás
alucinando caminar atravesando las paredes
y terminas poniendo el control remoto en el congelador.
Lloras y gritas “ya no me queda nada”, y luego le das un poco más.

Y los demás dicen: “Bueno, tu escogiste esto así que no te atrevas a quejarte”
y tu intentas explicarles que si bien, sí, duele, sí,
estás sangrando y te sientes sola, no cambiarías nada.
Y luego sigues dando mientras lágrimas tibias caen por tus mejillas.
Eso es lo que hace que la maternidad sea dura.

No son los cambios de pañal o cenas frenéticas, es la entrega.
Llora si es necesario. Aléjate por un momento si puedes,
aunque es probable que no puedas.

Tal vez algún día tu hijo se volverá a ti y dirá, “gracias”,
pero lo más probable es que no lo hará hasta que sea su turno
de sostener a un bebé inquieto que no puede conformarse a las 2 am
o un niño que necesita un abrazo a pesar de que tu ya no puedes
con tu alma y todavía son las 4pm

Continua …!
Continúa Amando…!
Sostén la Entrega.
Esta es la maternidad.

Comparte las Reflexiones
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *